Ruta por Italia: la Toscana, día 4

Todo llega a su fin. Y nuestra Ruta por Italia de este verano también. Después de días de muchas risas, de conocer gente peculiar, de perdernos alguna que otra vez, de encontrar lugares idílicos, de degustar la deliciosa gastronomía italiana y de exprimir al máximo cada segundo allí, al fin llegamos a nuestro último destino: Pisa. Desde allí volveríamos a nuestra ciudad de origen.
Ese día madrugamos mucho y nos acercamos al centro del conocido pueblo de SAN GIMIGNANO. La noche anterior habíamos estado cenando por allí y degustando esos famosos helados de la GELATERIA DONDOLI conocida por elaborar el mejor helado del mundo. Se encuentra en la Piazza Cisterna, en la plaza principal de la localidad. Aunque no soy muy de helados reconozco que estaban de muerte…
En fin, que bien prontito por la mañana ya estábamos “danzando” por las pintorescas calles de San Gimignano. Fue una buena idea visitarlo tan pronto porque cuando nos íbamos, llegaban “ríos” de turistas provenientes de excursiones organizadas que inundan literalmente las calles.
En San Gimignano son peculiares sus diversas torres bastante bien conservadas. En la época medieval las familias con dinero competían para ver quien construía la torre más alta. Así pues, la vista de este pueblo que se alza en lo alto de una colina, es de lo más original.
De allí nos encaminamos hacia VOLTERRA y justo antes de llegar encontramos el conocido círculo rojo desde el que se observan unas increíbles vistas de la Toscana. Allá que nos metimos con coche y todo a hacernos unas fotos…jajaja.
Volterra nos gustó mucho y también se trata de un pueblo demasiado turístico. Aún así, la visita es casi obligada en un viaje por la Toscana.
Dejando atrás Volterra, nos dirigimos a LUCCA. Esta ciudad medieval conserva intactas las murallas que la rodean y ahí, entre muchos otros aspectos, reside el encanto de Lucca.

Aparcamos fuera de las murallas y nos adentramos para conocerla y perdernos en sus plazas y calles. Nos habían dicho que era preciosa y no nos defraudó.
A continuación, y casi “pensado y hecho”, buscamos en internet la ubicación y nos acercamos al MUSEO PIAGGIO, donde se encuentra la fábrica y el museo de VESPA. Os recomiendo la visita, nos encantó. La entrada al museo es gratuita y puedes ver todos los modelos de Vespas, desde la primera que sirvió de prototipo, hasta la última que ha sacado al mercado la empresa Piaggio.

Además, se pueden ver algunas Vespas curiosas como una diseñada por Dalí, algunas Vespas usadas en películas y otras que han recorrido medio mundo.
Y finalmente llegamos a PISA. Teníamos el hotel un poquito retirado del centro, pero tampoco allí las distancias son muy grandes ya que Pisa es una ciudad relativamente pequeña. Nos dirigimos al hotel y de allí directamente a la famosa Torre Inclinada (Torre Pendente di Pisa) que forma parte del conjunto catedralicio situado en la Piazza dei Miracoli.
Paseamos por la orilla del río Arno y cenamos en uno de los restaurantes cercanos a la famosa torre.

SAN GIMIGNANO:












 VOLTERRA:












LUCCA:





 La joyería más antigua de Lucca:



Piazza Anfiteatro de Lucca (construida sobre los restos de un anfiteatro romano).


MUSEO PIAGGIO, en Pontedera (cerca de Pisa)




 Vespa utilizada en la película “Vacaciones en Roma”


 PISA:








Y aquí termina este viaje fantástico por Italia que, sin duda, repetiremos algún día. Espero que os haya gustado y que os pueda servir de guía o de orientación para cuando planeéis vuestra ruta. Muchas gracias por leerme y

¡FELIZ DÍA!

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *