Costa Este de EEUU, Día 2: One World Observatory, Greenwich Village, Chelsea y Broadway

DÍA 2


ONE WORLD OBSERVATORY, TRIBECA, GREENWICH VILLAGE, CHELSEA Y BROADWAY


Nuestro segundo día en la GRAN MANZANA comenzó con un buen madrugón. Teníamos las entradas compradas para subir al mirador del edificio más característico del conjunto llamado ONE WORLD TRADE CENTER.

Podríamos decir que se trata del "sustituto" de las malogradas TORRES GEMELAS o WORLD TRADE CENTER. Este complejo está situado en la zona de LOWER MANHATTAN.

El mirador, situado en las plantas 101 y 102 de este rascacielos, se abrió en 2015. El conjunto arquitectónico fue una obra faraónica que tardó bastante tiempo en finalizarse.

Este edificio de 541 m de altura no está ubicado exactamente en el mismo lugar donde estaban las Torres Gemelas, sino justo al lado. Su altura es de 1776 pies (cifra coincidente con el año en que se declaró la Independencia de los EEUU).

Si las TORRES GEMELAS eran descomunales (tuve la suerte de conocerlas in situ) el ONE WORLD TRADE CENTER no se queda atrás. Si quitamos la antena que lo corona, su altura es exactamente la misma que tenían las TORRES GEMELAS. A pesar de ello, no es el rascacielos más alto de la ciudad. El primer puesto se lo lleva el edificio 432, PARK AVENUE que mide 426m sin antena, frente a los 417 del ONE WORLD TRADE CENTER.

Las entradas para el observatorio las podéis comprar AQUÍ y elegir la hora que más os convenga. OS RECOMIENDO MADRUGAR para poder disfrutar un ratito sin demasiada gente.

Nosotros compramos las entradas para las 8:45 de la mañana y fue genial.

El ascensor que te sube al observatorio esta forrado de pantallas en las que, a medida que vas subiendo, puedes ver la evolución de la ciudad de Nueva York desde sus inicios hasta la actualidad. Todo un espectáculo.

Pero la guinda del pastel va después...y no os lo contaré porque sería un spoiler en toda regla. Solo os diré que a Jorge y a mi se nos saltaron las lágrimas...no digo más. Y es que los americanos hacen las cosas tan a lo grande que en muchas ocasiones te dejan sin palabras.

Si entráis en la web del ONE WORLD OBSERVATORY veréis que hay varios tipos de entradas pero, si las compráis a una hora temprana, os recomiendo la STANDARD que fue la que nosotros compramos. Cuesta 35$. No es nada barato pero creo que es un imprescindible en NUEVA YORK, una de esas cosas que tienes que hacer sí o sí.

Supongo que estaríamos allí arriba unas dos horas o quizás algo menos, hasta que empezó a llenarse un poco y decidimos irnos. Las vistas son impresionantes, creo que sobra decirlo.

Nos tomamos un café allá arriba y decidimos bajar de nuevo en ese ascensor tan alucinante.

Nos despedimos del Observatorio y bajamos a la que fue tristemente llamada ZONA CERO tras los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001.

Hoy en día la zona rebosa arquitectura por los cuatro costados.

Allí encontramos el MEMORIAL del 9/11, dos fuentes cuadradas de enormes dimensiones justo en el lugar donde se ubicaban la TORRES GEMELAS antes del atentado.

También podemos visitar allí el MUSEO MEMORIAL del 9/11 y el conocido OCULUS del arquitecto español SANTIAGO CALATRAVA. Este último edificio es impresionante y en su interior alberga una de las estaciones más importantes de la ciudad ya que conecta 11 líneas de metro y conecta Manhattan con New Jersey.

Si el OCULUS te parece impresionante por fuera, aún lo es más por dentro. Nos encantó. En su interior podéis encontrar montones de bares y tiendas.

Un paseo por la zona es imprescindible no solamente para admirar la belleza de toda esta obra arquitectónica de reciente creación sino para recordar lo que allí ocurrió un 11 de septiembre de 2001 cuando el mundo entero se paralizó delante de la televisión y no solo vimos desmoronarse dos torres sino que presenciamos en directo la pérdida de 3000 vidas humanas que, en cierta manera cambiaron el rumbo de la historia.

Tras esta visita tan triste como necesaria, nos encaminamos hacia el barrio de TRIBECA que se encuentra justo al lado del ONE WORLD TRADE CENTER.

El nombre de TRIBECA procede de las palabras inglesas TRIANGLE BELOW CANAL ST (triángulo debajo de la calle Canal) y es que este barrio de forma triangular empieza justo debajo de esa calle.

TRIBECA es un barrio muy de moda desde hace ya unos 10-15 años. Antiguamente todo eran almacenes industriales. Hoy en día, todos estos lugares se han reconvertido en bloques de apartamentos (caros) cuyos bajos albergan restaurantes, locales o tiendas de lo más variopintas.

Nada más adentrarnos en TRIBECA nos llamó la atención este rascacielos: 56 LEONARD STREET, un descomunal edificio residencial que fue terminado de construir en 2016 y que cuenta con 250 metro de altura y 57 plantas. Un rascacielos que se ha convertido ya en icono de este barrio neoyorkino.

A tan solo 3 minutos andando de allí encontramos una parada cinéfila en TRIBECA: la ESTACIÓN DE BOMBEROS de la antigua película de CAZAFANTASMAS. Está situada en 14 N Moore Street (Metro Línea 1, Estación Franklyn St).

No muy lejos de allí, y ya adentrándonos en el barrio de GREENWICH VILLAGE, encontramos ahora una parada televisiva: la famosa fachada del edificio de la serie FRIENDS, situada en el número 90 de Bedford St.

El GREENWICH VILLAGE es uno de los barrios más icónicos de MANHATTAN. Zona residencial repleta de restaurantes, bares de copas y tiendas geniales. Perderse durante unas horas por este barrio es toda una delicia y supone conocer más en profundidad las entrañas de esta ciudad que nunca duerme.

Nosotros hicimos una parada para tomar algo y proseguimos con nuestra ruta cuya siguiente "estación" era THE HIGH LINE, ya en el barrio de CHELSEA.

El HIGH LINE es una parque lineal de casi 2 kilómetros de recorrido que discurre por unas antiguas vías de tren. Es un parque elevado que se inauguró en el año 2009 y que permite, además de un agradable paseo entre zonas verdes y de descanso, contemplar unas estupendas vistas de algunas bonitas zonas del barrio de CHELSEA como el MEATPACKING DISTRICT.

Lo ideal es que comencéis vuestra visita a este parque justo en la calle GANSEVOORT ST.

Allí, justo antes de subir al HIGH LINE, entramos al WHITNEY MUSEUM OF AMERICAN ART, especializado en arte estadounidense del siglo XX. Por llevar una agenda tan apretada no pudimos entrar pero lo que vimos en la tienda de souvenirs nos hizo pensar que debe albergar una exposición muy interesante.

Si empezáis a recorrer el HIGH LINE desde GANSEVOORT ST, después de un breve paseo os encontraréis con el CHELSEA MARKET. Tendréis que descender del High Line y os aseguro que os encantará este sitio.

El CHELSEA MARKET, ubicado en una antigua fábrica de galletas (conserva casi toda la estructura antigua) es ahora un mercado urbano. Bueno, quizás es algo más que un mercado porque allí encontrarás tiendas, puestos de comida o las oficinas de algunas empresas de producción televisiva.

Recomiendo muy mucho que paseéis por este lugar y os fijéis en todo, especialmente en los detalles que aún se conservan de la antigua fábrica, donde, entre otras cosas, se fabricaban las famosas galletas Oreo.

Podéis aprovechar para comer algo allí mismo o para comprar comida para llevaros al HIGH LINE y disfrutar de un pequeño picnic al aire libre. Nosotros, entre alucinados y que no era hora de comer, nos dedicamos a recorrer esta antigua fábrica de arriba a abajo y a comprar algunos souvenirs que allí los había y muy bonitos. Sobra decir que me fascinó y que me parece una visita más que obligada si visitáis la GRAN MANZANA.

A un tiro de piedra de allí (aunque nosotros no fuimos) se encuentra HUDSON YARDS. Se trata de un proyecto urbanístico a orillas del río Hudson y que es como una mini ciudad en el centro de Nueva York. Allí encontraréis (recientemente inaugurada el 15 de marzo de 2019) la famosa y peculiar obra arquitectónica llamada THE VESSEL.

*Foto de wikipedia.org

Es una especie de "escalera sin fin".  Escaleras conectadas entre sí por plataformas pero sin una finalidad. Simplemente una construcción que se encuentra a medio camino entre monumento y obra de arte.  Es gratis recorrer esta estructura pero tienes que adquirir los tickets primero aquí. Y cuidado porque se agotan bastante rápido.

Nosotros salimos de CHELSEA MARKET y nos fuimos paseando de nuevo hacia GREENWICH VILLAGE.

Hicimos una parada para comer en una de esas franquicias que tienes que visitar en Nueva York sí o sí:  FIVE GUYS. Muy rico todo pero me gustó muchísimo más SHAKE SHACK, todo hay que decirlo.

Después de descansar un poco tras la comida, emprendimos de nuevo nuestras visitas. Pasamos por un lugar que nos apetecía mucho conocer: THE CAGE (la jaula). Se trata ni más ni menos que de una cancha de baloncesto de dimensiones inferiores a las normales y que está situada en medio del barrio de GREENWICH VILLAGE. Pero no es una cancha cualquiera.

En verano se celebran torneos y de allí han salido grandes jugadores que posteriormente triunfaron en la NBA. Nosotros la encontramos en pleno partido y no veais el ambientazo que había allí. Una experiencia genial, sin duda. Está situada en 320, 6th Avenue.

Lo siguiente que hicimos fue, tal cual, perdernos por GREENWICH VILLAGE. Este barrio es uno de mis favoritos en Nueva York y os recomiendo que vaguéis sin rumbo por allí cotilleando fachadas, tiendas o bares. Es genial.

Y llegamos a WASHINGTON SQUARE PARK.

Todos los parques de Nueva York en verano son fantásticos pero este tiene un ambiente muy guay, os lo aseguro. Músicos, pintores y demás artistas amenizan el momento a la gente que pasea o que se relaja en la hierba.

Es un parque público muy concurrido con un aire bohemio que ha ido adoptando del barrio en el que está ubicado, el Greenwich Village o "Village" como les gusta llamarle a los neoyorquinos.

El parque está presidido por el ARCO DE WASHINGTON, en memoria del primer presidente de los ESTADOS UNIDOS (George Washington) que tomó posesión en 1789.

Allí aprovechamos para que Sara se remojara en los mini parques acuáticos que hay en casi todos los parques de la ciudad. Me vine encantada con esta idea y pensando que debería de instaurarse en muchos parques de España, en especial en las ciudades o pueblos con temperaturas más altas en verano. Chorros de agua que hacen las delicias de los más pequeños y que refrescan a niños y a adultos. Me declaro fan de esto...jajaja.

Muy cerquita de este parque se encuentra una de las calles más bonitas de MANHATTAN: WASHINGTON MEWS.

Esta curiosa calle en medio de la gran urbe, era la parte trasera de las viviendas, el lugar donde se ubicaban los antiguos "mews" (establos).

Aunque la calle es privada, si vas durante el día verás que tiene unas verjas que están abiertas y puedes pasar libremente. Hoy en día, las coloridas casas de esta calle albergan oficinas de la Universidad de Nueva York pero allá por el siglo XIX, la gente adinerada que vivía en las mansiones colindantes guardaba allí sus caballos y carrozas. La calle está muy bien conservada y decorada de una manera exquisita.

Es muy curioso encontrar este rincón entre tantos rascacielos y sobre todo, pararte a pensar en su historia. Lo recomiendo 100%.

Salimos de este trocito de historia y nos pusimos a caminar por la calle UNIVERSITY PL. hasta llegar a UNION SQUARE, una plaza muy emblemática de la ciudad de NUEVA YORK.

Allí tiene lugar un mercado de productos de la huerta y locales muy conocido. El famoso UNION SQUARE GREENMARKET  que se celebra los lunes, miércoles, viernes y sábados desde la 8 de la mañana hasta las 6 de la tarde.

En esta plaza también podéis encontrar bastantes tiendas y alguna galería comercial con precios outlet. Nosotros dedicamos un ratito a las compras antes de seguir nuestra ruta.

Antes de llegar a  MADISON SQUARE PARK, donde se encuentra el edificio FLATIRON, encontraréis una tienda de parada obligatoria en el 889, BROADWAY. La tienda es FISHS EDDY. Si queréis llevaros un recuerdo bonito de la ciudad o simplemente comprar artículos preciosísimos, este es vuestro lugar. Deberíais incluirlo en vuestras visitas obligadas en Nueva York, es mi consejo.

A escasos metros de esta tienda tan chula se alza este imponente rascacielos en forma de plancha: el FLATIRON BUILDING. Cuando estuve en Nueva York pasando un mes hace ya la friolera de 23 años, vivía muy cerquita de aquí y, por este motivo, esta zona me trae muy buenos recuerdos. Y MADISON SQUARE es una de las plazas que más me gustan de Nueva York. Con unos rascacielos llenos de historia y unas vistas maravillosas.

El FLATIRON acabó de construirse en 1902. Su nombre inicial fue Edificio Fuller en honor al fundador de la empresa que financió la obra. Este rascacielos ha aparecido en multitud de películas tales como Armaggedon o Spiderman.

Tras un breve paseo por la zona tomamos la super famosa AVENIDA BROADWAY y le recorrimos hasta llegar a TIMES SQUARE.

En esta avenida encontraréis montones de tiendas pero cabe destacar los grandes almacenes MACY'S, que no os podéis perder. Suelen tener buenos precios y merece la pena darse un paseo por ellos para picar algún recuerdo de vuestro paso por Nueva York.

Y caminando caminando por BROADWAY os daréis de bruces con esta intersección de calles que se ha convertido en todo un icono de la ciudad: TIMES SQUARE. 

Carteles publicitarios luminosos sin límite, tiendas abiertas hasta las tantas, un ir y venir de gente que en horas punta llega a ser agobiante. Un lugar de encuentro para muchos y esa plaza en la que comienzan casi todos las visitas a Nueva York de muchos viajeros. Es, sin duda, la zona más animada de la ciudad y la imagen más conocida de la GRAN MANZANA.

Desde 1907, en esta plaza se realiza cada año la cuenta atrás para entrar en el año nuevo. Allí y en los alrededores podréis encontrar los famosos TEATROS DE BROADWAY donde se representan las mejores obras musicales del mundo en las que actúan actores y actrices de primera fila.

Antiguamente esta plaza era más conocida por la delincuencia y la prostitución pero desde los años 80 todo cambió y esta plaza pasó a convertirse en una auténtica atracción turística. Y es que este lugar impresiona muchísimo la primera vez que pones un pie en él.

Allí encontramos montones de tiendas, restaurantes, teatros, oficinas y hoteles de lujo. Nosotros, desplazándonos con dificultades entre la multitud, conseguimos llegar a nuestra última parada de esta jornada: a la tienda de M&M'S. A Sara le hacia mucha ilusión ir (y a mí también) pero creo que fuimos en la peor hora (7-8 de la tarde).

No recomiendo ir sobre esas horas porque es impresionante la cantidad de gente que hay en Times Square en general en cuanto se pone el sol.

Aún así, recorrimos todas las plantas de la tienda pero decidimos volver otro día a otra hora para poder disfrutar más allí con Sara y comprar algún souvenir.

Decir que estábamos cansados es quedarse cortos. Llevábamos levantados desde las 6 de la mañana y ansiábamos llegar al apartamento y darnos una ducha fresquita.

Buscamos por internet la parada de metro más cercana que nos unía directamente con nuestra parada de metro en  el barrio Astoria de QUEENS y nos fuimos de cabeza al metro. Precisamente estaba en frente de la tienda de M&M'S así que fue perfecto. En 20 minutos estábamos en nuestro barrio.

Compramos comida para llevar y unas cervezas y acabamos el día relajándonos en nuestro apartamento.

Nueva York agota, damos fe de ello...

No obstante, nos produce una mezcla de felicidad y agotamiento que estaríamos dispuestos a experimentar mañana mismo otra vez...jajaja.

En el siguiente post os contaré nuestro TERCER DÍA EN NUEVA YORK. También hubo madrugón para disfrutar de unas vistas increíbles con poca gente.

Pero eso os lo contaré en el siguiente post....

Espero que os haya gustado y que os pueda servir de utilidad este post sobre nuestro viaje por la COSTA ESTE DE EEUU.

Si queréis suscribiros a UNA PEINETA EN MI MALETA y no perderos ninguna publicación, podéis hacerlo en la barra lateral, o al pie de cada post y también al final de la página de inicio.

Os recuerdo también que para viajar seguros podéis acceder a un DESCUENTO de un 5% en MONDO (el seguro de los viajeros inteligentes)  pinchando aquí:

Haz tu próxima RESERVA en BOOKING.COM

Solamente tenéis que pinchar en el siguiente banner y directamente buscar el alojamiento que más se adecue a vuestras necesidades.

¡FELIZ DÍA!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *